CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?

CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?
CONOCERNOS, es un libro de consulta, para que quien sufra de una enfermedad pueda averiguar de una manera sencilla y rápida la verdadera causa emocional de su problema.Pueden adquirirlo en papel y también en versión digital (Kindle) a la derecha.

02 noviembre 2015

MENOPAUSIA (Conflictos emocionales que pueden afectar)



La menopausia es ese momento en la vida de la mujer (alrededor de los cincuenta años) en el que llega el final de la menstruación, deja de ser fértil y, por lo tanto,  pierde la facultad de procrear.
Esto supone un cambio, quiéralo o no, tan importante y trascendental como cuando apareció su primera regla.
Los problemas de la menopausia dependerán en gran medida de cómo la mujer asuma y acepte esta “pérdida de utilidad” que es intrínseca de su carácter femenino y de cómo haya experimentado su sexualidad, es decir, si ha calmado su ardor femenino con anterioridad o no.
¿Acepto el proceso de la vida como es, me quejo, lo sufro y quiero que sea diferente?
¿Me siento poco mujer, poco importante, poco válida y tengo miedo a envejecer?
¿Tengo miedo de ya no ser atractiva y por consiguiente, dejar de ser deseable para el sexo opuesto?
Los síntomas más frecuentes que indican que la mujer no ha asumido ni aceptado esa transición en su vida son la ansiedad, la irritabilidad, la falta de energía y otros, quizás más importantes, de carácter somático como los “sofocos”, las “hemorragias”, la descalcificación de los huesos u “osteoporosis” y los tumores en el útero.
Reflexiones  y afirmaciones que suelen hacerse las mujeres que no aceptan dicho cambio en su vida: ¿Sigo siendo válida? ¿Estoy bien físicamente? ¿Hay alguna cosa para calentar? ¿Es el marido quien se ha vuelto frío?
Se me acaba el tiempo, ya no valgo como mujer.
Ya no soy atractiva, ya nadie se da la vuelta para mirarme.
Recomendaciones para recuperar la salud física, emocional y espiritual:
Para prevenir todos estos problemas lo adecuado es disfrutar de la cualidad femenina plenamente antes de llegar a la menopausia.
La mujer que ha disfrutado plenamente de su sexualidad no sufrirá de “calores” en la menopausia.
La mujer que ha satisfecho su deseo de tener hijos, lo más probable, es que no tenga que padecer un tumor en la matriz simbolizando un embarazo.
En cuanto a la descalcificación de los huesos, las mujeres en la antigüedad no se fracturaban los huesos, ni más ni menos, que en la época actual, aún a pesar de que se recomienda tomar hormonas.
La mujer necesita aceptar conscientemente el cambio que supone en su vida la menopausia  y adoptar ante él una actitud positiva, considerándola como una liberación, como una posibilidad que le da la vida de poder disfrutar de la sexualidad sin riesgo o de no volver a ser molestada por sus reglas, en definitiva, a poder vivir una segunda juventud.
La menopausia también se puede considerar el puente, a través del cual, la mujer debe pasar de una vida que ha estado basada en el exterior a reorientarse y buscar apoyo, exclusivamente, en su mundo espiritual interno.

En el siguiente enlace pueden adquirir la versión digital (Kindle) de éste libro: