CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?

CONOCERNOS ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?
CONOCERNOS, es un libro de consulta, para que quien sufra de una enfermedad pueda averiguar de una manera sencilla y rápida la verdadera causa emocional de su problema.Pueden adquirirlo en papel y también en versión digital (Kindle) a la derecha.

05 julio 2018

ICTERICIA (Conflictos emocionales que pueden causarla)



La ictericia es una coloración amarillenta de la piel y de las mucosas debida a un aumento en la cantidad de bilirrubina.
Indica un desequilibrio mental provocado por una tensión, por una decepción con respecto al exterior. La persona siente emociones amargas muy intensas de envidia, disgusto, frustración y mucho rencor.
Si la ictericia es de origen hepático el individuo se encuentra en una situación personal en la que su entorno le hace dudar de sí mismo.
Si el origen de la ictericia es biliar (territorio) la persona tiene dudas con respecto a la posición que ocupa. Amenazas en el territorio.
Si la causa de la ictericia se encuentra en el páncreas la persona puede sentir que no se siente reconocido por los demás.
También indica que la persona reprime su enfado con alguien o con algo, contra lo que él cree que no puede hacer nada, se encuentra como en un callejón sin salida.
Conflicto de rencor respecto a una creencia.
Ictericia del recién nacido: Conflicto de “rencor vivido por la madre durante el embarazo”. En el bebé se proyecta la solución del conflicto.
Conflicto de tener que proteger al bebé de una familia tóxica, que esconde el deseo de que no pertenezca a esa familia.
Otro conflicto que puede producir ictericia es cuando la madre siente:
“Tengo miedo que mi leche no sea suficientemente buena para mi niño”.
La madre ha de saber que la leche que ella produce siempre se va modificando dependiendo de las necesidades del hijo. Es decir, según los nutrientes que el bebé demanda, su leche se los proveerá.


CONOCERNOS  ¿qué nos quiere decir el cuerpo con la enfermedad?




Joman Romero


No hay comentarios:

Publicar un comentario